Te lo has planteado alguna vez…¿lo que haces para relajarte y compensarte, te suma o te resta salud y bienestar?¿Sabes relajarte sin descuidarte? Esta es una pregunta clave.

Una comida sabrosa, una copa de vino, unas pastillas de chocolate, una horita de Netflix….

¿Estás haciendo algo para reponerte de un día intenso y relajarte, o para evadirte de tu realidad?

¿Cómo te hace sentir a corto y a medio plazo?

Toma conciencia de tus elecciones.

De si escoges hacer algo que te hace sentir relajada y contenta, con el objetivo de sentirte mejor y ser amable contigo misma.

Toma conciencia de si te detienes cuando estás satisfecha.

Si es así, ¡es genial! Esa comida sabrosona, la copita de vino o la cerveza, el capitulo de la serie… te han aportado relax y confort.

Fíjate si lo haces, por el contrario, sin una intencionalidad clara, por inercia, fíjate si recurres a ese hábito con demasiada frecuencia.

Fíjate en si te aporta algún alivio real, o por el contrario, te deja entumecida.

¿Ves la diferencia?

La misma copa de vino, la misma serie, el mismo chocolate, pero dos resultados totalmente diferentes.

¿Cómo saber cuándo rebasamos esa línea?

¿Qué hace que un hábito pase de ser algo para relajarnos a algo que nos entumece?

Con la comida

Cuando escoges consolarte o relajarte o darte un regalo con tu comida, sientes que en el fondo esos alimentos, te están nutriendo, te hacen bien, te calman, regeneran y aportan bienestar. Ya sea una zanahoria o un delicioso dulce casero, la comida que te nutre y reconforta te conecta contigo misma, te deja satisfecha y agradecida.

Pero si estás comiendo para olvidar, para dejar de pensar en otras cosas que te preocupan, para matar el rato o para acallar el enfado o la frustración …. la sensación es de desconexión.

No importa cuánto comas, que te dejará un vacío sin resolver. Si es así, date cuenta, es una señal de alerta.

Con el alcohol

Revisa si últimamente te encuentras buscando más bebidas de lo habitual o con más frecuencia de lo habitual.

Toma conciencia, ¿estás bebiendo para acallar una emoción dolorosa, complicada, desagradable?

¡Esa podría ser una señal de que estás bebiendo para adormecerte!, en lugar de hacerlo para relajarte un poco y disfrutar del sabor de la bebida y del momento.

Por supuesto, beberte tu cóctel favorito puede resultar  un momento de relax que te aporta bienestar.

Pero recuerda, cuando hablamos de alcohol, menos es más.  Y toma  nota de cómo te sientes, durante y después de esa bebida.

Con el trabajo

Revisa esto, ¿estás activa y ocupada en algo más tiempo de los habitual?

Y no solo estoy hablando de lo que haces para vivir: las tareas domésticas también son trabajo. En tiempos de estrés, nuestros límites pueden difuminarse, así que pon conciencia en si estás llenando todo su tiempo «inactivo» con tareas pendientes.

Por otro lado, el trabajo puede ser una forma divertida y saludable de ocuparnos si lo mantenemos en equilibrio. Si te apetece reorganizar tu armario o limpiar a fondo la casa ¡adelante! Simplemente no lo hagas las 24 horas del día, los 7 días de la semana, ni te olvides de relajarte.

Con las noticias y las redes sociales

¿Estás usando las redes sociales para escapar de tu realidad? ¿Las noticias se suman a tu miedo, tristeza o confusión durante esta crisis? Si es así, podría ser hora de establecer algunos límites.

Por otro lado, si los contenidos que encuentras en las redes te hacen sentirte inspirada, bien informada  o conectada ¡entonces estupendo!

Pero mantente siempre alerta de no pasar demasiado tiempo conectada a ellas ni volverte dependiente.

Nuevamente, todos estos hábitos pueden tener resultados neutrales.

Comer, beber, trabajar y pasar tiempo revisando tus cuentas sociales puede ser excelente.

Solo te sugiero que estés atenta a si te hacen sentir cómoda y feliz, o entumecida y vacía. Esa es la diferencia.

6 mecanismos saludables para afrontar las situaciones complicadas

Ahora que hemos cubierto algunos de los hábitos que pueden convertirse en mecanismos de afrontamiento poco saludables, hablemos de algunas alternativas positivas basadas en el método ¡Siéntete Radiante!

Cocina para sumar salud y bienestar a tu vida

Cocinar es una actividad que te puede conectar a la creatividad, sensualidad, y ser un ejercicio de presencia que ayuda a experimentar el momento presente.

No tienes porqué cocinar cosas complicadas, inspírate en las recetas sanas que te propongo a menudo en el blog. ¡Ponte tu delantal y diviértete!

Bebe cosas sanas y disfruta

Desayuna con un delicioso batido verde.

Entre horas, hidrátate con aguas sabrosas.

Después de comer, tómate una infusión de hierbas digestivas. A media tarde, un delicioso té sin teína y antes de acostarte, una infusión que induzca al descanso reparador…

Disfruta mientras las bebes, siente su efecto en tu cuerpo, te hidrata, te limpian…mmmm!!!

Limpia tus pensamientos

Busca noticias y medios que te hagan sonreír, que te enseñen algo nuevo o que te inspiren.

Renueva tus pensamientos cada vez que te venga algo negativo, no te instales en ello, busca algo positivo e inspirador para reemplazarlo.

Si te gustan las meditaciones guiadas, puedes utilizar estas que te dejo en mi canal de la app de meditación gratuita Insight Timer

Explora

Busca y encuentra intereses que te brinden un poco de alegría y distracción saludable.

Leer, pintar, estudiar, investigar…bailar, cantar, montar a caballo, pasear…charlar, reír, compartir….explora que te hace desconectar y sentirte plena al hacerlo.

Duerme para regenerarte

El sueño fortalece tu inmunidad y tu capacidad para lidiar con el estrés, estamos lidiando con muchos cambios en este momento, así que brinda a tu cerebro y a tu cuerpo la oportunidad de recuperarse.

Encuentra espacio para tu mente

Asegúrate de darte espacio para respirar y estar conectada a ti misma durante todo el día.

Meditar es una excelente manera de hacerlo, ¡echa un vistazo a las meditaciones que tienes en el blog!

Si necesitas acompañamiento personalizado para contrastar lo que haces y ver si podemos mejorarlo juntas, pregúntame por WhatsApp

¡Feliz día, mujer radiante!

Abrir chat
Resuelve dudas por whatsapp
Pilar Benítez
¡Hola! Si tienes dudas, contáctame por whatsapp